Lección 3: Lista de verificación previa a la conducción de su hijo(a) adolescente - National Safety Council
Hero Image

Lección 3: Lista de verificación previa a la conducción de su hijo(a) adolescente

Una vez que su hijo(a) adolescente adquiere algo de experiencia conduciendo, es fácil caer en la rutina de subirse al automóvil, encender el motor y conducir sin pensar. Desafortunadamente, esto puede hacer que su hijo(a) adolescente pase por alto peligros inesperados o dé por sentada su seguridad al volante. Para ayudar a su hijo(a) adolescente a concentrarse, aquí hay algunos elementos simples que debe verificar antes de cada viaje. 

Elementos cotidianos para revisar

Una vez que su hijo(a) adolescente se sube a un vehículo, debe abrocharse el cinturón y asegurarse de que todos los pasajeros hagan lo mismo (aunque usted debe ser el único pasajero durante al menos un año). Luego, su hijo(a) adolescente debe ajustar el asiento del conductor y revisar todos los espejos del vehículo para asegurarse de tener una vista clara en cada uno de ellos. Luego, pídale a su hijo(a) que revise el tablero para ver cuánta gasolina hay en el tanque y vea si hay alguna alerta, como una luz de revisión del motor o una advertencia de presión de los neumáticos. Todas las alertas deben solucionarse lo antes posible para mantener el vehículo en condiciones seguras de funcionamiento. Por último, pídale a su hijo(a) que haga ajustes, como encender las luces delanteras, la calefacción o el aire acondicionado y limitar las distracciones. Coloque los teléfonos en la guantera y todos los demás dispositivos electrónicos en su lugar adecuado. Aunque estos son pasos simples, es mejor hacerlos mientras el vehículo está estacionado.   

Revisiones relacionadas con el clima

En determinadas condiciones meteorológicas, existen cuestiones adicionales que su hijo(a) adolescente debe revisar. Si su área recibe nieve, su hijo(a) adolescente debe limpiar todas las ventanas, espejos y sensores de nieve y hielo. Asegúrese de que su hijo(a) limpie las ventanas completas, no solo porciones pequeñas. En caso de lluvia, su hijo(a) adolescente también debe verificar que las luces y los limpiaparabrisas funcionen y que haya suficiente líquido limpiaparabrisas disponible. Enséñele a su hijo(a) adolescente a revisar los niveles de líquido y la presión de los neumáticos con regularidad, no a esperar las advertencias del vehículo. 

Practíquelo: A cada conductor nuevo se le enseña a revisar cosas como los espejos y hacer ajustes antes de conducir, pero estos hábitos a menudo desaparecen con la experiencia. Haga que su hijo(a) adolescente se acostumbre a revisar esta lista de verificación antes de cada trayecto, ya sea en un vehículo desconocido o en el mismo automóvil que ha conducido durante años. No se requiere mucho tiempo para realizar estas inspecciones, pero pueden ser de gran ayuda para mantener seguros a todos en el camino. Usted también debe retomar estos hábitos para que su hijo(a) adolescente siga su ejemplo y forme un hábito para toda la vida. 

IN PARTNERSHIP WITH

GM Foundation